lunes, 23 de enero de 2017

Programas basados en la comunidad



La evidencia  ha demostrado  que las enfermedades crónicas no transmisibles tienen mucho que ver con los estilos de vida poco saludables o con  entornos físicos y sociales adversos.
 Los factores de riesgo como la alimentación no saludable durante un período prolongado, el consumo de tabaco, la inactividad física, el uso excesivo de alcohol y el estrés psicosocial se encuentran entre los principales problemas de estilo de vida. Toda la población puede estar en riesgo , pero este se puede modificar a partir de estrategias en las que intervenga  toda la comunidad.
La principal herramienta para implementar una estrategia de prevención de la población es la intervención comunitaria, que promueve y facilita los cambios de estilo de vida y comportamiento necesarios para abordar un problema particular.
Los programas  de intervención comunitaria combinan acciones y actividades educativas  y de cambio ,capaces de promover sinergias y  un alto grado de generalización y rentabilidad  ya que usan  métodos de comunicación masiva, como el uso de redes comunitarias para difundir la información y potencial para influir en las políticas ambientales, reguladoras e institucionales que conforman la salud .
 
Karelia del Norte en Finlandia y Stanford en los EE. UU son  los escenarios de los primeros programas reales de intervención comunitaria, a principios de los años setenta cuyo objetivo era promover  cambios conductuales sociales y sanitarios en varios niveles de la comunidad, desde el individuo hasta el institucional  

Proyecto Karelia del Norte (enlace al documento)


A principios de los años 70 Finlandia tenía la mayor tasa de mortalidad por ECV en el mundo. El proyecto de Karelia del Norte se inició en 1972 como un programa piloto y de demostración nacional para la prevención de enfermedades cardiovasculares. La reducción de los niveles de población de los factores de riesgo bien establecidos (tabaquismo, colesterol elevado y presión arterial elevada) fue el principal objetivo intermedio. Se utilizó una intervención integral basada en la comunidad que incluía servicios de salud, ONG, industria, medios de comunicación y políticas públicas. Después del período inicial (1972-77), las experiencias del proyecto se han utilizado activamente para el programa integral de salud cardiaca nacional. La evaluación cuidadosa de las encuestas de población y de los registros de enfermedades ha demostrado que los niveles de factor de riesgo de la población han disminuido considerablemente y, por consiguiente, la tasa de mortalidad por EC ajustada por edad entre la población masculina de 30 a 64 años ha disminuido en un 73% entre 1970 y 1995. Karelia del Norte y el 65% en toda Finlandia. También se han observado cambios muy favorables con el cáncer y la mortalidad por todas las causas y la salud general de la población.

Estudio de la comunidad de Stanford

El Estudio de la Comunidad de Stanford se inició en 1974. La información fue difundida por los medios de comunicación a los habitantes de dos ciudades con un total de 30.000 habitantes, con el objetivo de reducir el contenido de grasa en la dieta diaria. También se proporcionó información individual en una de las dos ciudades. Una tercera ciudad sirvió de referencia. Después de dos años de intervención -incluyendo campañas intensivas de información y asesoramiento individual- se demostró una reducción en el contenido medio de grasa en dietas de 25 gramos por día en las dos áreas de intervención, en comparación con tres gramos por día en el área de referencia. Del mismo modo, una caída significativa en el recuento de colesterol de la población se pudo ver en ambas áreas de intervención


No hay comentarios:

Publicar un comentario